Preparar tu casa para el frío

Con el otoño llega la hora de prepararse para el frío y la lluvia. Pero tu casa también necesita esa preparación, ¡no te olvides de ella!

Preparar tu casa para el frío

El fin del verano no solo supone el fin de las vacaciones y la “vuelta al cole”. También implica que se acercan los meses de otoño e invierno. Por eso es importante preparar tu casa para el frío y hacerlo con tiempo. No olvides que el tiempo es impredecible y, cualquier día, pueden bajar las temperaturas o caer el diluvio universa ¡y debes estar preparada! Con unos pocos cambios, y un poco de previsión, tu casa quedará lista.

Saca y limpia la ropa de cama

Ropa de cama

Ropa de cama / .shutterstock

Recupera de los armarios los nórdicos, las mantas y las colchas. Selecciona aquellas que te vas a quedar y dona las que no. Después, límpialo todo para quitarle el polvo que haya podido acumular durante los meses de calor. De esta forma, evitarás tener que hacerlo a la carrera más adelante.

Viste tu casa para darle un toque cálido

Salón clálido

Salón cálido / .shutterstock

Sobre todo si tienes una decoración basada en colores claros. Unas alfombras, unas mantas y algunos muebles y detalles de madera servirán. Eso sí, si vas a poner alfombras te recomendamos que hagas lo mismo que con las mantas y las lleves a la tintorería.

Cubre los radiadores para que tengan doble función

Radiador

Radiador / .shutterstock

Antes era muy típico meter los radiadores dentro de pequeños muebles de madera o, incluso, de armarios. Nosotros te recomendamos que recuperes esa costumbre. Cubre el radiador con una estructura de madera o crea una estantería al rededor. De esta forma ganarás mucho espacio para poner cosas.

Revisa el sistema de calefacción

Calefacción

Calefacción / .shutterstock

La calefacción puede suponer un gasto enorme, que se incrementará si no está en buenas condiciones. Por eso, es importante que revises todo el sistema antes de que llegue el frío. De esta forma, si hay algún problema, te dará tiempo a solucionarlo. Revisa, también, puertas y ventanas para asegurarte de que no hay fugas de aire y, si hay alguna grieta, repárala.

Abre las cortinas

Abre las cortinas

Abre las cortinas / .shutterstock

Aprovecha al máximo la luz solar para calentar la casa. Recuerda que las horas de sol serán cada vez más escasas, así que disfrutalás. Mantén esta costumbre durante los meses de invierno y ten muy en cuenta la posición de tu casa.

Paragüero, para mí te quiero

Paragüero

Pargüero / .shutterstock

El proceso de preparar tu casa para el frío implica, también, prepararla para la lluvia. Por ello, hazte con un paragüero bonito y ponlo en la entrada. Si no tienes ninguna percha, te recomendamos que pongas una para dejar, también, los abrigos y chaquetas. Otra buena idea es reservar una zona para dejar el calzado cuando venga mojado.

Preparar los espacios exteriores

Terraza

Terraza / .shutterstock

Si tienes terraza o jardín, también deberás tenerlos en cuenta. Para poder usar tu terraza en otoño e invierno, coloca muebles fijos o fija los que ya tienes al suelo, de esa forma evitarás que el viento se los lleve. Además, guarda todos aquellos que no sean impermeables o impermeabiliza los que ya tienes. Coloca fundas impermeables a los cojines y, si puedes, pon un suelo antideslizante.

En cuanto al jardín, poda las plantas que lo requieran y protege sus raíces de las heladas, colocando materiales aislantes al rededor.

Danos tu valoracion