5 técnicas para una mejor meditación

La meditación conecta tu cuerpo y mente

La meditación puede definirse como mantener una conciencia momento a momento de nuestros pensamientos, sentimientos, sensaciones corporales y el entorno que nos rodea.

Practicar algunas técnicas de atención plena en la meditación puede reducir el impacto del estrés en el cerebro, mejorar la calidad del sueño, la atención e incluso aumentar la sensación de bienestar emocional y físico.

Hay muchos caminos para acceder a nuestra sabiduría humana inherente y despertar en la esencia de nuestra propia vida (de eso se trata meditar). Si buscas bienestar emocional y físico, prueba una de estas 5 técnicas para mejorar tu meditación. 

Meditación por liberación de tensión

Puño izquierdo/ Google Inc

5 técnicas de meditación

1. Mantener y liberar tensión

Estrecha tus manos en puños, cuenta hasta 20 y suéltalas. Toma toda tu conciencia de las sensaciones que ocurren en tus manos. Continúa llamando tu atención a estas sensaciones por el tiempo que puedas.

Repítelo varias veces y observa cuán enfocada se vuelve tu mente y cuán calmada se comienza a sentir. Esto se puede hacer en cualquier lugar y en cualquier momento; todo lo que necesitas es tu mente y tus manos.

2. Enfocarse en un solo objetivo

Escoge cualquier objeto en tu línea de visión para enfocar tu atención. Sin juicio, siéntate y observa el objeto con curiosidad. Las cosas más fáciles de ver son animales, niños, olas, árboles y nubes.

Si no te conectas con la naturaleza, mira la llama de una vela puede ser una forma rápida e hipnótica de perderse en el momento presente. En lugar de usar tu mente para etiquetar, juzgar y categorizar el objeto, simplemente pon tu atención en él.

3. Escucha música instrumental

Meditación al escuchar música

Hombre escuchando música/ Tindr

Escoge una canción, escucha atentamente los sonidos que surgen de ella. Piensa sobre dónde te lleva emocionalmente, cómo te hace sentir, los colores que te vienen a la mente y los recuerdos que surgen.

Escuchar música sin palabras (es decir, instrumental) es útil porque desconecta la parte del cerebro que intenta descifrar, identificar y traducir el significado.

Esto a su vez ayuda a enfocar tu mente sólo en la música en lugar de en tu lista de compras, facturas o lista de tareas pendientes.

4. Prueba tu olfato

Huele algo fuerte como granos de café, lavanda o ajo y presta atención a lo que le hace a tu nariz. ¿Dónde lo sientes? ¿Hace aparecer un recuerdo? ¿Una emoción? Esto ayudará a tu mente a enfocarse intensamente en el aroma.

Investigadores taiwaneses descubrieron que el uso de la aromaterapia disminuye la sensación de estrés en el cuerpo. Elige un aroma que sea agradable para ti.

5. Enfócate en tu respiración

Técnica de meditación

Hombre respirando aire puro/ Google Inc

Colócate bolas de algodón o tapones para los oídos (ten cuidado de no introducirlos demasiado) para aumentar el volumen del sonido de su respiración.

A medida que cierras tus conexiones con el mundo exterior, encontrarás que tu mente comienza a enfocarse en el sonido de tu aliento.

Es como si estuvieras solo en un templo interno que solo tú puedes crear. Cuando se dedica tiempo a centrarse en la respiración, hay una disminución en la secreción de hormonas del estrés.

Danos tu valoracion